Insidias

Se veía venir. La reciente campaña electoral ha sido el escenario en el que la inmigración ha sido utilizada como munición política para ganar votos. El artífice principal de dicha estrategia ha sido el Partido Popular quien, de la mano de Mariano Rajoy, ha insistido en que no puede ser que haya españoles perjudicados en los servicios sociales por culpa, al parecer, de las personas inmigrantes. No importa que cualquiera de los estudios realizados en los últimos años demuestren que la contribución neta de la inmigración sea superior a los recursos sociales que utilizan. O dicho de otra manera, que están financiando los recursos sociales que utilizamos la población autóctona. Es igual. La repercusión que los medios de comunicación van a dar a este mensaje en campaña electoral eclipsa cualquier atisbo de discusión razonada sobre la cuestión. Resultado, coge aire ese clima enrarecido y demagógico que cualquiera puede escuchar en una conversación de bar (o, peor aún, en no pocas tertulias radiofónicas) en la que se hacen afirmaciones gruesas, la gran mayoría de las veces absolutamente falsas, sobre el supuesto trato de favor que determinadas personas inmigrantes disfrutarían por parte de la Administración. Y, claro está, por ahí sí que no. Que los españoles, primero. Y el resto que se ponga a la cola.
Y otro tanto con el supuesto “coladero” de nuestras fronteras. En vez de poner el acento en esos centenares, o incluso miles, de personas que mueren en su intento de acceder a nuestro país, y mostrar un rasgo de humanidad hacia las mismas, se les culpabiliza por intentar buscarse un futuro y pasan a ser presentadas como una invasión que amenazara nuestro nivel de bienestar. Y ahí vemos a los dos partidos protagonistas de esta campaña electoral rivalizando a ver quién expulsa más, si el actual gobierno del PSOE o Aznar-Rajoy en su época gobernante.
Incluso hemos visto estrenar el llamado Contrato de Integración, mala copia de otros que ya funcionan en algunos países de la UE, como fórmula acabada que seguramente dará que hablar en los próximos tiempos. En su propuesta, el Partido Popular pretende condicionar el disfrute por parte de las personas inmigrantes de los derechos y deberes, en condiciones de igualdad con el resto de ciudadanos y ciudadanas, a la firma de dicho documento, en el que la piedra angular pasa a ser la asunción de las “costumbres” que en la formulación propuesta se convierte en algo ambiguo, ridículo y demagógico.
Aunque el resultado electoral no ha aupado al Gobierno a quienes vienen haciendo estas proposiciones, esta deriva xenófoba que entra con fuerza en el debate mediático va a traer, sin duda, consecuencias negativas para las personas inmigrantes y para la cohesión de nuestras sociedades. Al tiempo.

 Título

 Trabajadoras

Procedimiento para solicitar
el subsidio extraordinario
en Empleo de Hogar

Cartelpequeño

BIZILAGUNAK 2019

Portada

Valla

Fotografía Amnistía Internacional

Banner Docu Sos Cast

Colabora

Colabora económicamente con SOS Racismo de la forma que tú prefieras:

Socios Es
Comunicación

Revista Mugak

Mugak64 65 Portada

nº64 Y 65